Facebook Twitter Google +1     Admin

josemarco


Contador de visitas

Temas

Enlaces

Archivos

 

EL GUIÑOTE

20060808215335-el-guinote.jpg

    Hay muchas maneras de ocupar las horas de ocio que nos brindan las vacaciones de verano o los largos fines de semana. Uno de los entretenimientos preferidos por muchos aragoneses - mayores y jóvenes - es el guiñote. Mientras algunos se abandonan a la siesta para evitar los momentos demás calor, otros se dirigen al bar más cercano, al casino o al club social para jugar unas partidas de guiñote y pasar un rato divertido en manos del azar y, cómo no, con la mente despierta.

    Porque en el guiñote no sólo manda la suerte. Hay que saber controlar los triunfos y las briscas. Además, es muy importante jugar con la pareja, conocer cómo juega tu compañero y ser capaz de adivinar su estrategia y de los contrincantes. Pero lo más apasionante de este juego de mesa tan aragonés es el arrastre. Hay que jugar con la cabeza bien fría para llegar cuanto antes a las cincuenta y una buenas. No basta quedarse en cincuenta. También se puede perder cantando las cuarenta o dos veintes. Esa es la grandeza del guiñote: la incertidumbre, la sorpresa y la ruptura de todas las previsiones.

    Un juego paradójico, razonable,  azaroso, llenode suspense y emoción. Pero, sobre todo, ameno y agradable. En algunos pueblos y en algunos locales de Zaragoza se programan campeonatos de guiñote con grandes premios en metálico. En general, suelen premiar con trofeos a los ganadores. Pero lo más importante es que, se gane o se pierda, este juego siempre te brinda un buen rato en la sobremesa, mientras saboreas un café, una caña o una copa. Y si haces amigos, mucho mejor.

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)





Plantilla basada en http://blogtemplates.noipo.org/

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris