Facebook Twitter Google +1     Admin

josemarco


Contador de visitas

Temas

Enlaces

Archivos

 

UNA ETAPA CLÁSICA

20110817203126-300px-santuario-de-la-virgen-del-campo-camarillas-teruel-.jpg

     Son muchos los itinerarios que se pueden realizar en bicicleta partiendo de Aliaga. Uno puede dirigirse hacia el sur, en dirección a Teruel y llegar hasta Mezquita. A partir de allí surgen un montón de posibilidades: o subir el puerto del Esquinazo (1381 metros) o dirigirse hacia Utrillas y Montalbán, o tomar el camino rural en dirección a Son del Puerto y Rillo. Otra opción es dirigirse hacia el noreste y coronar el puerto de Majalinos (1450 metros) e incluso descender hasta Ejulve, pueblo encantador y nuevo cruce de caminos. Todavía quedan dos opciones más: una de ellas es la que he elegido esta mañana. También en dirección sur, pero hacia la sierra de Teruel, hacia Camarillas. Lo peor de esta etapa clásica de cada mes de agosto son los tres primeros kilómetros de ascenso. Las piernas todavía están un poco entumecidas y el cuerpo aún no se ha adaptado al ritmo del pedaleo. Por eso esta mañana ha tenido que levantarme varias veces del sillín para salvar sin mucho agobio esa primera pendiente. Lo mejor de la subida es la contemplación desde lo alto del barrio de Santa Bárbara y la caricia de la tímida brisa de la mañana.

     Han sido dos horas y media de pedaleo. Aunque quedaba toda la etapa - poco más de 50 kilómetros - moralmente estaba culminada. El resto del itinerario es más llevadero con dos pendientes progresivas entre Camarillas y el cruce de Galve. El Santuario de la Virgen del Campo (en la fotograría) es lo más llamativo de esta ruta desde el punto de vista artístico e histórico. Luego, la contemplación de un paisaje típico de esta zona - colinas suaves reverdecidas, campos amarillos recién cosechados, masadas, granjas y algún abrevadero para el rebaño - ha hecho más llevadera una etapa que volverá a pasar por el puerto del Esquinazo y dejará a la derecha el cauce estival del río de La Val con su cortejo de pueblos y su perfil inconfundible.

     Para el viernes, queda la última alternativa, también en dirección sur, aunque más hacia el este. La carretera que lleva a Miravete de la Sierra y a Villarroya de los Pinares, que surca un valle encantador, el valle del río Miravete - luego Guadalope - y la ascensión al puerto de Sollavientos (1504 metros) para descender luego hacia Allepuz, Jorcas, Aguilar de Alfambra y Camarillas. Una buena etapa para culminar estas rutas de verano. Son itinerarios asequibles para los amantes del deporte de las cos ruedas. Eso sí, hay que programar las etapas de modo progresivo y, si es posible, descansar al día siguiente. La alternancia es buena. Al menos, eso opinan los entendidos en la materia.

Comentarios » Ir a formulario

josemarco

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Plantilla basada en http://blogtemplates.noipo.org/

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris