Facebook Twitter Google +1     Admin

josemarco


Contador de visitas

Temas

Enlaces

Archivos

 

UNA GRAN FINAL

20060612115620-roland-garros-2006.jpg

       Los aficionados al tenis pudimos disfrutar ayer por la tarde de una gran final entre los dos mejores tenistas del momento. No faltó de nada en la cita de París: ambiente, emoción y, sobre todo, calidad. A Nadal le costó un poco entrar en el partido y, casi sin darse cuenta, se le esfumó el primer set. A Federer le ocurrió prácticamente lo contario: empezó con mucha intensidad y se fue diluyendo a medida que avanzaban los minutos, cometiendo incluso errores impropios de un número uno. Pero luego el mallorquín impuso su poderío en tierra batida y comenzó a dominar el partido con autoridad y regularidad.

      Eso sí, reinó, ante todo, la deportividad, el juego limpio y la sana rivalidad. Y esto no ocurre con demasiada frecuencia. Por eso hay que felicitar a todos los protagonistas de este gran evento: a los jugadores, a los entrenadores, a los jueces y a los organizadores. Porque fue una gran cita que eclipsó un intranscendente partido del mundial y atrajo a millones de espectadores. Y si la gana un tenista español, mejor que mejor. El joven Rafael Nadal derrochó energía, imaginación, creatividad y actuó con una madurez propia de un veterano. Por eso nos congratulamos los aficionados, que esperamos más tardes como ésta.

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)





Plantilla basada en http://blogtemplates.noipo.org/

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris